Follow up

En dos días me he cortado dos veces con cristales extraviados. Estoy, está todo triste. No por haberme cortado, sino porque un accidente de coche se ha llevado a una persona muy querida por mi, por todos. Que pequeños somos ante la muerte. Que desolado parecía hoy el camino al trabajo. Que difícil es a veces encontrar las palabras. Tengo hoy dos señales rojas en mi mano, y una algo más oscura en el corazón.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s