Crisis (de ansiedad). Juanjo Saez

Ni es la portada más bonita de la estantería, ni es la mejor obra de Juanjo Saez. Pero desde luego tiene todo lo que ha hecho de su autor un ilustrador tan especial. Y es que desde los tiempos del fanizne Circulo Primigénio su reconocible forma de dibujar y su particular grafía, han aportado humor y una visión sensible y ácida a partes iguales de cuanto le rodea.

crisis portada
Aquí recopila las viñetas que sobre la crisis publicó durante dos años en un diario catalán. Añade unos textos biográficos en los que relata los tristes acontecimientos por los que ha discurrido su vida en este periodo y a pesar de la dureza de cuanto se cuenta, intenta al que al final nos quede un rayito de esperanza. Gracias Juanjo.

juanjo crisis

Anuncios

Democracia low cost

No me gusta hablar mucho de economía. Puede que sea porque no entiendo casi nada de economía. Las cifras con muchos números se me escapan. Soy de los que todavía funciona en pesetas. Así que imagínate. Pero a veces me leo los suplementos naranjas de los periódicos. Siempre he sido de leerlo todo. Y entonces me enfado. Leo en El País del pasado día 22, que en el rescate a Novagalicia hemos perdido 8.000 millones de euros, de los cuales no hay posibilidad de recuperar ni un solo céntimo. ¡Cáspita! ¡eso si que es tapar agujeros!. Y yo me pregunto… ¿alguien ha explicado a los ciudadanos de que va esto del rescate a la banca? ¿hemos decidido nosotros dedicar a esto nuestro dinero? Porque no digo yo que no haya que rescatarlos (que hoy me he levantado magnánimo), pero a ver si el recorte en educación en el periodo 2010-2013 ha sido de 7.300 millones, igual la gente hubiese preferido dedicar el dinero a eso y no a rescatar Novagalicia (sin olvidarnos que también están los rescates a Bankia y Catalunyabank). ¿Hasta cuando nuestros dirigentes nos van a tratar como menores tutelados? y sobre todo ¿nadie es responsable de estas perdidas millonarias?. Tal y como esta el patio… como para creer en la clase política. ¡Puaj! y por cierto ¡Merry Christmas!.

pinchos morunos

Placer dans la corbeille

Vamos en un focus negro devorando kilómetros. Sin saber muy bien porque me veo hablando animadamente sobre la crisis. A David es un tema que le apasiona, lee mucho sobre sociopolítica, economía, política internacional… vamos igualito que yo, que es de las pocas secciones que me salto por sistema en el periódico. Creo que todo ha comenzado por una alusión en la radio al referéndum griego y la posibilidad de que Grecia abandone ¿momentáneamente? el euro (¡ayh! ¡yo que entre en el € precisamente en Grecia!). Hablamos sobre la actual falta de liderazgo en la UE, liderazgo de oposición a las equivocadas propuestas de Merkel, mientras fuera aprieta la lluvia. Pequeños cambios para que no cambie nada. Tres años perdidos. David dice que necesitamos algún político con visión de estado como F. D. Roosevelt, le pido que me cuente y finalmente me resume que el sistema capitalista se basa en que el dinero fluya, independientemente de en que manos se encuentre. Actualmente no estamos en bancarrota, el dinero existe lo que pasa es que esta retenido (fondos de inversión, bonos, grandes fortunas). No sé a santo de qué yo he hablado de la Infanta. Coincidimos en opinar que estamos en un momento histórico interesante, ¿asistiremos a la desaparición de los estados modernos? ¿o mas bien se producirá un reequlibrio de fuerzas? para esto último habría que aumentar la carga fiscal a las grandes fortunas, corporaciones, lucha contra los paraísos fiscales, impuestos a las transacciones financieras, etc. No parece fácil, pero no les va a quedar más remedio… con estas cosas nos vamos entreteniendo, hasta que vemos la señal que nos indica el desvió al Périphérique de Toulouse; ha dejado de llover, subo la música y busco en la guantera el mapa.

“No sobreviven ni las especies más fuertes ni las más inteligentes, sino aquellas que están preparadas para el cambio”

Charles Darwin naturalista inglés (1809-1882)

ALI – MODA (real Jaca for begineers V)


La crisis golpea por todos los sitios. Incluso en la perla. Al principio fueron los numerosos carteles de se vende, se alquila… que aparecieron por puertas y ventanas. No todo el mundo parecía poder mantener este nivel de 2ª (3ª) residencia. Después vino la escasez de obra nueva y el desalojo de la casa de la discordia (je, je, je). Ahora toca echar el cierre a numerosos comercios, algunos tan emblemáticos como este. Un “corteingles” de la clase obrera, la posibilidad de ir a la moda por cuatro euros. Un sitio en el que nunca compré nada (creo que solo había ropa de mujer), pero un sitio al que habitualmente nos referíamos en nuestras conversaciones de corte y confección. Ahora cada vez que me junte con Mamen y alguno de los dos lleve un trapito nuevo ya no podremos quedar mirándonos fijamente a los ojos poner esa sonrisa cómplice y decir al unísono voz en grito ¡Ali Moda!